Equipando La Mente

Sentado En Los Lugares Celestiales… ¡la posición desde donde operamos!

realistic planet earth in space“Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor con que nos amó, aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos), y juntamente con él nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús” (Efesios 2:4-6. Versión Reina-Valera 1960).

De lo que este pasaje bíblico habla es de nuestra posición en Cristo; el lugar espiritual en donde Él nos puso. Ahora bien, en tiempo real nuestros pies están aquí, sobre la faz de la tierra. Pero el verso dice que estamos sentados en el cielo con Jesús. ¿Cómo, pues, podemos explicar esto? Lo que esto quiere decir es que esta vida cristiana que vivimos aquí en la tierra, en este cuerpo, opera desde los lugares celestiales, de arriba hacia abajo; tiene su origen en el cielo. Lo que ocurre en los lugares celestiales se manifiesta —o lo manifestamos— aquí en la tierra.

La vida nueva es una vida divina; es decir, proviene de Dios. Es una vida sobrenatural; es la vida de Cristo. “Ya no vivo yo mas vive Cristo en mí” (Ga. 2.20). Cristo tiene su trono en el cielo; estamos sentados con Él en el cielo. Su vida se manifiesta desde el cielo en nosotros y a través de nosotros aquí, en la tierra. Eso es lo que dice el verso seis, que Dios nos dio vida y nos sentó con Cristo en los lugares celestiales, y desde ahí funcionamos espiritualmente.

Todo lo que somos y lo que recibimos para ser y hacer viene desde el lugar en donde estamos sentados con Cristo. Ese es el cuartel general y el almacén espiritual del cristiano. Cuando estábamos muertos en delitos y pecados, estábamos en la tierra; ahora estamos vivos desde el cielo. Es como la televisión vía satélite. El televisor está aquí, en la tierra, pero la transmisión viene del espacio, del cielo, a través del satélite que, desde allá, envía la señal digital, y el televisor la recibe aquí.

¿Quieres un ejemplo bíblico? Jesús dijo que todo lo que atemos en la tierra, será atado en el cielo; y todo lo que desatemos en la tierra, será desatado en el cielo (Mt. 18.18).

Independientemente del significado que pueda tener ‘todo’, atar y desatar tiene que ver con la autoridad que el cristiano puede ejercer aquí en la tierra, que le es otorgada desde el cielo. Es decir, nuestra actividad cristiana terrenal está conectada con la actividad espiritual que ocurre en los lugares celestiales. Lo que podemos hacer aquí es aprobado en el cielo porque desde allí fue que Dios lo predispuso.

Otro ejemplo:

La Biblia dice que somos reyes y sacerdotes. Ahora bien, ¿hay algún cristiano, miembro de una iglesia, que tiene un cetro en su mano derecha, una corona en su cabeza, y que está vestido con ropas reales, y está sentado en un trono, y está encargado de alguna ciudad o país? Fíjese que la Biblia dice que ‘somos’ reyes y sacerdotes; no dice que seremos reyes y sacerdotes.

¿Cómo es esto?

El rey era el encargado de que al pueblo se le enseñara la Palabra de Dios. El sacerdote era el responsable de ofrecer sacrificios de expiación por los pecados del pueblo y traer ofrendas de adoración. Rey simboliza autoridad, ley. Sacerdote simboliza adoración. La iglesia es responsable de ambas cosas; de enseñar la Palabra y de llevar al pueblo a la adoración a Dios.

Esto que ahora hacemos desde un carácter espiritual, un día cobrará sentido literal o visible y tangible. Lo que ahora hacemos sin cetro y corona, un día lo haremos con cetro y corona. Estaremos encargados de hacer lo que ahora hacemos en la iglesia durante el milenio; y después, en el mismo cielo.

Así que si la Biblia dice que somos reyes y sacerdotes, lo somos. Si también dice que estamos sentados en los lugares celestiales con Cristo, lo estamos. Simplemente estamos operando nuestra vida cristiana en un lugar temporario. Nuestra capital está en los cielos.

La Biblia dice que nuestra ciudadanía está en los cielos; que somos peregrinos y extranjeros en esta tierra. Que pongamos la mirada en las cosas de arriba, no en las de la tierra. Que busquemos las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la diestra de Dios (Col. 3. 1-2). ¿Sabes por qué? Porque arriba es que está el lugar celestial en donde estamos sentados  juntamente con Cristo.

Dios no nos sentó en los lugares celestiales con Cristo para que vivamos una vida inferior a la que Él diseñó para nosotros: la vida nueva, la vida de Cristo.

febrero 5, 2015 - Posted by | Interpretaciones Bíblicas, Misceláneas

23 comentarios »

  1. Gracias a Dios que planifico este estilo de vida desde antes de la fundación del mundo y que esta al alcance de cada cristiano nacido de nuevo, hecho real ahora en muestras vidas por la Obra de Jesucristo mediante su cruz y resurrección, dandonos a entender por en Espíritu Santo que mora en nosotros los creemos en U Palabra
    Gracias por ustedes y sus publicaciones.
    Oro para que se incremente el Espíritu de Sabiduría y Revelación.
    Bendiciones. Tu hermano es Cristo. Joe

    Comentario por Joe Robles Alania | mayo 16, 2016 | Responder

    • Joe, gracias por tu comentario. Dios te bendiga.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | mayo 16, 2016 | Responder

  2. Gracias por tan hermosa reflexión

    Comentario por Nilka cuevas | agosto 30, 2016 | Responder

    • Nilka, gracias por tus palabras. Dios te bendiga.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | septiembre 21, 2016 | Responder

  3. gracias por en enseñarnos a que tenemos derecho como hijo de DIOS .

    Comentario por ALBA MONTERO | octubre 22, 2016 | Responder

  4. Muy buena enseñanza, Dios les abunde en bendiciones.

    Un saludo desde mi blog http://www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com

    Comentario por Noemi | abril 23, 2017 | Responder

    • Gracias Noemi. Dios te bendiga a ti también.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | septiembre 12, 2017 | Responder

  5. Gracias por difundir esta gran revelación!
    Entre quienes la leemos, estamos quienes la recibimos y quienes la creemos !
    Estamos frente al trono de Gracia!

    Bendiciones!

    Comentario por Sonia Vargas | septiembre 27, 2017 | Responder

    • Sonia, gracias; tus palabras me sirven de estímulo para continuar escribiendo y transmitiendo el mensaje de la Palabra de Dios a través de este blog.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | octubre 7, 2017 | Responder

  6. Bendiciones y Gracias a Dios q el le siga revelando su palabra y q el Espíritu Santo lo llene de su presencia q cada palabra q sale de su boca sea siempre la del del Espíritu Santo impactando el espíritu de los q.leen su página.la gloria y la.honra es para el Rey de Reyes Jesús nuestro señor y salvador

    Comentario por Adoracion | enero 3, 2018 | Responder

    • ¡Gracias por tan hermosas palabras! Bendiciones.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | enero 4, 2018 | Responder

  7. Está malísima la interpretación de los versículos de Pablo, jamás vamos a estar en el cielo y tierra al mismo tiempo, ¿cómo explica entonces que volvemos a pecar?

    Dios mismo en su palabra dice que seremos transformados por un cuerpo sin corrupción ahora bien no se sigue la hermenéutica para la interpretación de estos versículos, en si Pablo lo que dice es primeramente que gracias a la abundante riqueza de la gracia de Dios, tenemos asegurado un lugar en el cielo junto a Cristo, pero habla de futuro, y lo de atar en el cielo y tierra son los frutos de las buenas obras que hará que nos den coronas y reconocimientos en el cielo

    Comentario por Joseph Mattey | enero 7, 2018 | Responder

    • Sentado en los lugares celestiales no significa que estamos físicamente sentados en el cielo; obviamente —y como usted mismo dijo— no podemos estar en el cielo y en la tierra simultáneamente. Estar sentado en los lugares celestiales trata acerca de la posición de victoria que ocupamos juntamente con Cristo en los cielos y desde la cual operamos espiritualmente, aquí, en la tierra. Es decir, toda actividad espiritual que realizamos y toda autoridad espiritual que ejercemos, es respaldada y se ejecuta desde los cielos. Y esta actividad (lamento tener que contradecirle) no es para el futuro, sino que entra en vigor en el mismo momento en que somos salvos por la fe en Jesús.
      Antes que el apóstol Pablo mencionara esto, Jesús ya había hablado del asunto, solo que el Señor lo dijo en otros términos equivalentes: “Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos” (Mt. 16.19).
      El término atar tiene que ver con las decisiones que la iglesia puede tomar para lograr que su función, como parte del reino de los cielos, sea la más correcta y eficaz en el avance del reino de Dios, y en nada tiene que ver con esa falsa enseñanza de atar a Satanás y a los demonios.
      El Señor reiteró este mismo punto usando otras palabras: “Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos” (Mt. 18.19).
      Estar sentado en los lugares celestiales significa que ocupamos un lugar espiritual juntamente con Cristo en los cielos, desde donde nuestra función como hijo de Dios se activa y funciona.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | enero 11, 2018 | Responder

  8. Gracias a Dios, por la sabiduría que te ha dado, mil bendiciones…

    Comentario por Yesenia de Landaverde | enero 17, 2018 | Responder

    • Yesenia, gracias por tu comentario. Palabras como las tuyas son las que me animan a continuar escribiendo y compartiendo lo que aprendo de la Palabra de Dios. Bendiciones.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | enero 18, 2018 | Responder

  9. Gracias mil. Nunca habia entendido hasta ahora como es que estamos sentados junto con Cristo en los lugares celestales. Muchas gracias!!
    Dios le Bendiga y continúe dandole sabiduria de lo alto para poder continuar enseñando fielmente su Palabra.
    Saludos desde Texas.

    Comentario por Kary Ortiz | enero 25, 2018 | Responder

    • Gracias Kary, por tu comentario y por tan lindas palabras. Me da mucho gusto que lo que hago pueda iluminar a otros creyentes y les pueda servir para adquirir un conocimiento más amplio y profundo de la hermosa y Santa Palabra de Dios. ¡Muchas bendiciones!

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | enero 29, 2018 | Responder

  10. nunca habia leido una explicacion tan buena como esta, Dios lo bendiga

    Comentario por leida colmenarez | marzo 3, 2018 | Responder

  11. nunca habia leida una explicacion tan buena como esta. tan bien explicada y sencilla. Dios lo bendiga

    Comentario por leida colmenarez | marzo 3, 2018 | Responder

    • Leida, gracias por haber tomado de tu tiempo para leer esta entrada, y gracias también por tus palabras. Bendiciones.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | marzo 4, 2018 | Responder

  12. que hermosa reflexión, Dios le continúe dando de su sabiduría para impartirla.
    Muchas bendiciones desde mi blog http://www.creeenjesusyserassalvo.blogspot.com

    Comentario por Noemi | marzo 8, 2018 | Responder

    • Gracias Noemi. Bendiciones y adelante en el Señor.

      Comentario por Pablo Collazo - Administrador | marzo 12, 2018 | Responder

  13. Estoy en desacuerdo con lo que dice Joseph Mattey,,,,,en Lucas 10:19 Jesucristo nos dio autoridad de hollar serpientes y escorpiones y contra TODA fuerza del enemigo y nada nos dañará,,,,,,el Poder de atar y desatar en el Poderoso Nombre de Jesus de Nazareth es obviamente en contra del enemigo de nuestras almas,,,,,No tenemos lucha contra sangre ni carne sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad,,,,,no lo olviden porque escrito está en EFESIOS 6:12

    Comentario por Lorena | junio 13, 2018 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: